Las necesidades de capitalización del sector financiero profundizan los recortes bursátiles

El presente año está resultando de lo más complicado para la banca del país. Las provisiones solicitadas por el Gobierno para valorar los activos inmobiliarios lastran los resultados de aquellas compañías con beneficios. Porque sorprendentemente y con todos los problemas con los que convive la banca, todavía tienen la capacidad de generar beneficios.

Pero no todas las entidades españolas gozan de esa capacidad de equilibrar sus cuentas. De hecho, desde 2.011 hasta nueve compañías solicitaron ayudas al Estado por valor de 20.000 millones de euros. En el siguiente gráfico destacan las inyecciones realizadas sobre la CAM y Bankia con aportaciones recibidas de 5.250 (a través del fondo de garantía) y 4.465 millones de euros, respectivamente.

Y aún así, el viernes pasado asistimos al anuncio de Bankia que comunicó necesidades de capital por valor de 19.000 millones de euros con los que afirma asegurar la viabilidad de la compañía en el futuro. ¿El gobierno subestimo el problema de Bankia?

Por lo tanto, las ayudas aportadas por el Gobierno para rescatar al sector financiero alcanzarán entorno a los 40.000 millones de euros. Esto sin contar las ayudas que puedan solicitar el resto de entidades para cumplir las provisiones requeridas por la segunda reforma financiera. Así como, las necesidades extraordinarias que pudieran surgir de las dos valoraciones internacionales solicitadas por el gobierno.

¿Cómo han afectado las necesidades de capital en la cotización del sector bancario?

Evidentemente mermando la confianza en el sistema financiero. La corriente negativa generada ha hundido al principal selectivo español que ha sufrido el último mes un descenso del 13% acumulando durante el año 2.012 un desplome de entorno al 30% en su capitalización. Por ejemplo, la reciente crisis de Bankia ha propiciado una pérdida de 11.000 millones de euros en la capitalización bursátil del sector bancario, es decir en apenas tres semanas. En este entorno sólo hay que mirar los datos publicados por el Banco de España sobre la balanza de pagos que revela una aceleración de las salidas de capital alrededor de 100.000 millones en lo que va de año. ¿Miedo a los activos españoles?

¿Han sufrido en mayor cuantía las cotizadas que han requerido de ayudas públicas?

Los auténticos descalabros en la cotización se han hecho notar sobretodo en Banco Valencia y Bankia (ambas han recibido ayudas) con descensos entorno al 75% de su valor en lo que llevamos de año.

Sin embargo, las otras entidades financieras también han sufrido pérdidas superiores al IBEX y se ha vivido un efecto contagio en todo el sector financiero español. En este entorno de incertidumbre donde las cotizadas tienen pérdidas superiores al 30%, observamos que si una vez las instituciones europeas dan una respuesta definitiva a la situación de incertidumbre del sistema financiero –y, en particular al español- podríamos ver fuertes alzas en algunos bancos. Unos bancos que tienen valor y exposiciones elevadas en entornos internacionales, y que cotizan en múltiplos muy atractivos. Sin embargo, recomendamos cautela en un entorno cambiante y poco racional.

Anuncios


Categorías:Economía

Etiquetas:, , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: